El Trabajo del Productor

Por: 

Melissa Monsalve

 

Cuando se habla sobre cine es común escuchar el nombre de los directores acompañando el título de las películas. De hecho, en muchas ocasiones vamos a ver algunas de ellas simplemente porque las ha realizado uno u otro director de nuestra preferencia, dejando de lado el tema o género de la misma. Sin embargo, es poco probable que alguien recuerde al productor de su película favorita o al menos el nombre de alguno dentro del sector audiovisual. Ser productor es una de las profesiones menos reconocidas dentro de la industria cinematográfica, y aunque muchas personas saben que tienen un rol importante dentro de la realización de una película, pocos pueden precisar exactamente su labor.

El Productor como representante legal de la película, asume responsabilidad sobre la organización de recursos técnicos y humanos, así como la gestión de la financiación y destinación de recursos monetarios para la realización del proyecto. No obstante, dentro de una producción hay diferentes figuras de producción con diferentes enfoques; un Productor Ejecutivo puede tener un perfil más empresarial, ya que asume el éxito o fracaso financiero de una película, mientras que un Productor de Campo por ejemplo, es más operativo, ya que coordina y planifica la producción en términos logísticos.

En una producción cinematográfica, el Productor trabaja de manera cercana al director, y tiene la difícil tarea de lograr calidad artística y rentabilidad dentro de la misma, así como también garantizar la realización de la película ciñéndose a un presupuesto, asegurándose que la visión estética del Director no se vea comprometida en el proceso. Capacidad de planificación, prudencia y proactividad son algunas de las aptitudes que debe tener un Productor, quién tendrá que tomar decisiones bajo presión y adelantarse a los acontecimientos para tener siempre preparado un plan de contingencia para los diversos contratiempos que pueden presentarse en una producción. El productor es sobretodo el principal creyente en el proyecto y por eso su principal herramienta es la motivación. Se involucra en el proyecto desde el inicio y cree firmemente en la realización de la idea o guión, acompaña el desarrollo del proyecto en el rodaje, la post-producción y distribución del mismo. Es un largo trabajo que combina tanto creatividad como control, para darle la forma definitiva a un proyecto audiovisual.

Compartir: 

Temas relacionados

  0comentarios
  0comentarios